La justicia y la paz se besaron

Por estos días todo el mundo habla de paz, pero nadie se pregunta qué piensa Dios acerca de la paz, cuál es el concepto cristiano de la paz. Todos los que precian de creer en Dios deben saber esto, especialmente nuestros políticos.

El versículo bíblico nos dice que la Justicia y la paz se besaron; como lo hacen los amigos en una reunión. En términos bíblicos la justicia esencial de Dios no admite el perdón y la justificación de un pecador, sin una satisfacción; así Cristo el hijo de Dios fue enviado para ser nuestra propiciación por el pecado, para declarar y manifestar la justicia de Dios, su estricta justicia; Dios es el justo y el que justifica al que cree en Jesús; y por su sangre derramada y su sacrificio, él es justo y fiel para perdonar el pecado, y limpiarnos de toda maldad.

Rom 3:2… a quien Dios puso como propiciación por medio de la fe en su sangre, para manifestar su justicia, a causa de haber pasado por alto, en su paciencia, los pecados pasados,

Rom 3:26 con la mira de manifestar en este tiempo su justicia, a fin de que él sea el justo, y el que justifica al que es de la fe de Jesús. (Reina Valera 1960).

Y así la ley ha sido honrada y magnificada por la obediencia y los sufrimientos de Cristo, una justicia eterna y una justicia plenamente satisfecha, esto es “paz” sobre la tierra y buena voluntad para con los hombres. La paz con Dios es hecha por Cristo el hacedor de la paz y es así como la gloria de la justicia divina es asegurada y la paz de Dios para los hombres se obtiene de manera consistente ¡Gloria a Dios en las alturas, y en la tierra paz, buena voluntad para con los hombres! (Luc 2:14). La justicia de Cristo siendo imputada y aplicada a los hombres, y recibida por fe, produce la paz de la conciencia y una paz mental la cual sobrepasa todo entendimiento.

Justificados, pues, por la fe, tenemos paz para con Dios por medio de nuestro Señor Jesucristo… ( Romanos 5:1).

Orosmán Rozo

Lic. Filosofía y Ciencias religiosas

Entradas destacadas